¡Otra máquina trituradora de piedra con pasta de cocaína a gran escala para un laboratorio en Europa!

El modus operandi detectado en Perú recuerda mucho al que se vio hace un año en Galicia con la caída de la mayor estructura de este tipo en el continente / Fueron incautados 845 kilos en un contenedor destinado al puerto de Hamburgo
Compártelo

En una operación conjunta llevada a cabo el 8 de marzo de 2024, el personal policial de la Dirección Nacional Antidrogas (Dirandro) de la Policía Nacional de Perú, en colaboración con agentes de Aduanas y el representante del Ministerio Público, realizaron la inspección de un contenedor de la naviera Maersk en el terminal Portuario Euroandinos de Paita. La intervención fue el resultado de información de inteligencia que apuntaba a actividades ilícitas en el terminal.

Tras intensas labores de inspección que se extendieron a lo largo de cuatro días, los policías descubrieron en el interior de una maquinaria industrial (trituradoras de piedra) acondicionado un total de 845,4 kilos de pasta base de cocaína. Se determinó que la mercancía tenía como destino final países del continente europeo, lo que representaba un grave riesgo para la salud pública y la seguridad internacional.

El general de la Dirección Nacional Antidrogas de la Policía Nacional del Perú, Zenón Santos, informó que la droga estaba camuflada en un el contenedor HASU1539945, conteniendo una máquina trituradora contaminada con el alcaloide.

El contenedor había partido el 27 de febrero de 2024 desde las instalaciones de la empresa Greene Global, ubicada en Lima, llegando al terminal Portuario Euroandinos-Paita el 7 de marzo de 2024, con la finalidad de ser embarcado posteriormente en una embarcación de la naviera Maersk, con destino al puerto de Hamburgo, en Alemania.

El hallazgo recuerda mucho a lo que se encontró en Pontevedra hace ahora justo un año, cuando en otra máquina trituradora de piedra se localizaron 1.300 kilos de pasta de cocaína destinadas a un gran laboratorio clandestino, el mayor que se ha localizado hasta la fecha en Europa, donde se producía el clorhidrato a gran escala. En aquel caso, la droga partió de Colombia y entró en Europa a través del puerto portugués de Oporto.

Como resultado de esta exitosa intervención, se logró afectar a la organización criminal, estimando un valor económico de 42 millones de euros. Esta operación representa un duro golpe a las organizaciones criminales dedicadas a esta ilícita actividad y un gran logro para nuestra gloriosa Policía Nacional del Perú. El operativo incluyó la detención de un integrante de la empresa exportadora.

Se da la circunstancia de que el puerto de Paita desde el que partió el alijo está solo a unos pocos kilómetros al Sur de Guayaquil, punto de partida de la mayor parte de alijos procedentes de América Latina en la actualidad.

Compártelo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Te gusta Narcodiario?

Apóyanos.