La Guardia Civil hace frente con una patrullera a una batería de narcolanchas entre Málaga y Cádiz

Cinco embarcaciones ilícitas se enfrentaron a la autoridad y llegaron a embestir a la embarcación del Instituto Armado, causándole daños pero no heridos / El suceso se produjo cerca de la urbanización de La Alcaidesa / Los traficantes escapaban desde sus refugios en la zona de Manilva hacia el Campo de Gibraltar
Compártelo

Si en la jornada de este miércoles, Narcodiario daba cuenta de la presencia de numerosas narcolanchas, más de una decena, refugiadas en varios puntos de la Costa del Sol, pero principalmente en Manilva, población malagueña limítrofe con Cádiz, la Guardia Civil movió pieza con la intención de disuadirlas, consiguiendo su objetivo a costa de mantener un nuevo enfrentamiento directo con los presuntos traficantes.

La escena comenzó en la propia zona de Manilva, donde los medios aéreos del Instituto Armado fueron los primeros en llegar a la zona en la que se encontraban las embarcaciones ilícitas. Junto al helicóptero se presentó una de las patrulleras del Servicio Marítimo de la Guardia Civil de la base de Algeciras, en el Campo de Gibraltar, y todo ello provocó que los sospechosos emprendiesen la fuga hacia zonas que consideraban más seguras, en la provincia de Cádiz.

La patrullera que fue embestida / Jucil

Una vez en fuga, según detallan fuentes de la Asociación de Funcionarios de Vigilancia Aduanera (AFVA) del Campo de Gibraltar y del sindicato JUCIL del Instituto Armado, una de las embarcaciones de los narcos tuvo problemas mecánicos, lo que la dejó en manos de las autoridades. Fue en ese momento cuando otras cinco narcolanchas acudieron en su rescate e incluso embistieron a la patrullera, causándole leves daños.

Daños en la patrullera / Jucil

Por suerte para la autoridad, en esta ocasión acudió con medios más contundentes, por lo que pudo resolver la situación sin sufrir heridos entre sus integrantes.

Lanchas en un refugio / Narcodiario

El encuentro entre unos y otros se produjo cerca de la urbanización de La Alcaidesa, a medio camino entre Manilva y La Línea de La Concepción. Precisamente fue el alcalde de esa primera localidad el que dio la voz de alarma al saber de la presencia de las narcolanchas frente a las costas de su municipio.

Dos de las narcolanchas / Narcodiario

 

Compártelo

2 comentarios

  1. Acabo de ver un programa de equipo de investigación, en el que pones en duda, que la lancha que asesino a dos compañeros míos, no fuera la de kiko el cabra.
    Me has recordado a los que justificaban el terroristo de eta en los años malos. Y para esa suposición te basas en un vídeo de móvil de un analfabeto de la zona, o amigo del narco.
    Mira, cállate por favor y no juegues a ser juez o policía investigador. Entiendo que después de tantos años al servicio del narco para tus libritos de medio pelo, hayas empatizado con ellos y ahora seas su colega. Pero nosotros hemos perdido a dos de los nuestros y ese asesino estaba allí. Te lo digo yo que soy un profesional y he peleado en la zona y hablo desde el cómodo sofá de casa como tú.
    Ten algo de empatía y dedícate a colgar fotitos y jugar a ser colombo

    1. Desde Narcodiario pensamos que merecemos una disculpa de su parte, y que quede claro que nosotros también fuimos los primeros en llamar asesinos a los autores de ese crimen, que por desgracia siguen libres. Solo contamos hechos, y manejamos muchas más fuentes de las que puede imaginar. Un saludo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Te gusta Narcodiario?

Apóyanos.