Desarticulan una red de narcos que recibía cocaína y hachís desde España para su venta en Nápoles y Calabria

16 personas fueron detenidas y enviadas a prisión / Se incautaron grandes cantidades de droga y 400.000 euros en efectivo / Uno de los arrestados llegó a secuestrar a su esposa y a su hijo por una deuda
Compártelo

Militares de la Guardia di Finanza de Nápoles han ejecutado una orden para la aplicación de la medida cautelar de prisión preventiva, coordinada por la Fiscalía Antimafia, contra dieciséis personas, sospechosas, en diversas calidades, de delitos de asociación criminal con fines de tráfico de drogas y secuestro con fines de extorsión, entre otros posibles cargos.

Dinero incautado / GdF

Las investigaciones habrían permitido revelar las operaciones de cuatro grupos criminales diferentes en la provincia de Nápoles con ramificaciones también en otros territorios italianos como Emilia Romaña y también España, dedicados al tráfico de diversos tipos de drogas (principalmente hachís y cocaína).

Un primer grupo, que operaba en el territorio de Nápoles y en la provincia y con sucursales en Crotone, estaba dirigido por una persona que, a través de mensajeros, se encargaba de la comercialización al por mayor de lotes de estupefacientes para clientes tanto en esa región como en Calabria.

La segundo red, que operaba igualmente en Nápoles y su provincia, contaba con sucursales en otras regiones italianas (en particular, Emilia-Romaña), que también habría distribuido lotes de estupefacientes al primer grupo.

La tercera organización supuestamente importaba lotes de estupefacientes de España, destinados principalmente al mercado de Irpinia, en la zona de influencia napolitana, hacia el interior. El cuarto grupo, con base operativa en Giugliano de Campania, que se habría ocupado de la comercialización del estupefaciente a favor de otro grupo criminal activo en la región del Vesubio.

Durante las actividades de investigación, realizadas en colaboración con el Servicio Central de Investigación contra la Delincuencia Organizada, se incautaron más de 300 kilos de hachís, 36 kilos de cocaína y más de 400.000 euros en efectivo.

Cocaína incautada / GdF

La investigación también habría permitido comprobar el secuestro con fines de extorsión de uno de los ya encarcelados para obligar a su esposa y a su hermano a pagar una deuda de 7.700 euros procedente de anteriores entregas de droga impagadas.

Compártelo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Te gusta Narcodiario?

Apóyanos.